Ya existe norma ISO para la certificación del turismo sostenible

Ya existe norma ISO para la certificación del turismo sostenible

Requisitos ambientales, sociales, culturales y económicos son indispensables para implementar un sistema de gestión para la sostenibilidad en el alojamiento turístico, según la norma ISO 21401 publicada por el organismo normalizador internacional.

Aspectos muy fundamentales para la sostenibilidad, desde variables vinculantes con otros aspectos del quehacer humano, económico y social, enfocado en que las actividades perduren en el tiempo, son los indicadores asumidos por el organismo para emitir la norma ISO 21401.

La nueva norma internacional para el turismo sostenible, que aborda los sistemas de gestión de sostenibilidad para alojamientos, tiene una estructura clásica de sistema de gestión como” la ISO 9001 o la ISO14001”, pero en este caso incluye requisitos en las tres dimensiones identificadas para la sostenibilidad.

El primero de estos requisitos está relacionado con la gestión ambiental: gestión del agua, gestión de energía, producción de residuos, áreas naturales y protección de la flora y la fauna.

El segundo punto relevante de la norma es el sociocultural: relación con la comunidad local, generación de renta y trabajo, promoción de la cultura local, condiciones de trabajo.

El tercer punto está referido a la gestión económica: viabilidad económica del alojamiento, seguridad y salud de los huéspedes y trabajadores, satisfacción del huésped.

Como norma del sistema de gestión, el documento puede ser aplicado a cualquier tipo de alojamiento, como hoteles urbanos, rurales, resorts, de todo tipo de tamaño y localización geográfica.

Desde hace varios años se perfilaron los requisitos para la certificación del turismo responsable y sostenible, con una propuesta que surgió en sus orígenes desde la Organización Mundial del Turismo y que un estudio pagado por el Banco Mundial con técnicos de diferentes países definió los requisitos para esta certificación.

El coordinador del grupo de trabajo de la norma ISO 21401, Alexandre Garrido, reveló que la iniciativa de crear esta norma se originó de una experiencia brasileña que reunió al sector privado y a las ONG, todos interesados en el desarrollo sostenible del turismo.

Indicó que el primer modelo se convirtió en norma bajo los criterios de la Asociación Brasileña de Normas Técnicas (NBR 15401, en el 2006, y revisado en el 2014). Ese año Brasil comprendió la importancia del Turismo sostenible y de ahí se inició el trabajo internacional; en el 2016 el grupo de trabajo “turismo sostenible” laboró hasta producir la norma.

Indicó que también ayudará a estimular el mercado para una mayor sostenibilidad tanto en el sector de alojamiento como en la industria del turismo en general.

Estas ideas parten, según dijo, de que “el hecho de que existen muchos esquemas de alojamientos sostenibles en diferentes países puede dificultar que estas instalaciones sepan que es útil y confiable y como cumplir con sus requisitos”.

El turismo es uno de los sectores económicos más grandes y con mayor crecimiento del mundo, con miles de millones de personas que viajan cada año, y se espera un crecimiento de las cifras anual en más de un tres por ciento hasta el 2030.

El alojamiento turístico es uno de los principales actores, lo que significa un enorme impacto potencial en el desarrollo sostenible. Los alojamientos que desean demostrar que son sostenibles podrán llevar a cabo su certificación.

 

 

Por Altagracia Paulino

Fuente: Periódico Hoy