ONPECO reclama respeto al derecho a la salud de los adultos mayores ante la pandemia

ONPECO reclama respeto al derecho a la salud de los adultos mayores ante la pandemia

ONPECO reclama respeto al derecho a la salud de los adultos mayores ante la pandemia

Además, el observatorio exhorta a las autoridades a frenar la especulación y monitorear los precios de los productos básicos.

El observatorio Nacional para la Protección del Consumidor recordó que el derecho a la salud es un derecho humano fundamental y en medio de la pandemia, también debe priorizarse la salud de los adultos mayores parte significativa de la población más vulnerable ante la propagación del coronavirus.

En ese sentido, la entidad defensora de los consumidores se apoya en una declaración de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que plantea como inaceptable el abandono de las personas mayores en los asilos, durante la pandemia del coronavirus.

Los expertos en Derechos Humanos de la ONU recordaron que no debe haber excepciones cuando un enfermo de CORONAVIRUS necesita servicios de salud. Debe respetarse todas las garantías que merecen los distintos colectivos sociales, sean adultos mayores, inmigrantes, personas empobrecidas pobres e indigentes, todo el que necesite ayuda para seguir viviendo.

ONPECO recuerda que los adultos mayores son los más vulnerables ante la pandemia, razón por la cual debe haber una atención especial antes que el abandono, por lo que urgen medidas tanto para tratarlo en sus hogares, como en los asilos del país.

La sociedad tiene el deber de ser solidaria y proteger a las personas mayores, respetando su derecho a la vida y a la salud como está plasmado en la Constitución de la República y en la Declaración Universal de los Derechos Humanos.

El Observatorio entiende que las medidas de distanciamiento social dispuestas en nuestro país y en el mundo, como barrera para impedir la propagación del virus, no debe convertirse en exclusión para los adultos mayores y, por el contrario, deben estar en el foco de atención de las autoridades.

El Observatorio para la Protección del Consumidor deploró la muerte de cuatro ancianos en un asilo de Cotuí, provincia Sánchez Ramírez y reclamó la solidaridad de toda la sociedad para evitar el aislamiento de las personas adultas mayores.

Estas personas que dedicaron toda su vida a servir a la sociedad, a sus familias y hasta a los vecinos, no tienen por qué ser abandonada cuando más lo necesitan y apelamos a toda la sociedad a ejercitar la solidaridad, una condición que debe prevalecer en momentos como estos.

ONPECO reconoce que ningún país ni potencia estaba preparado para recibir de golpe una pandemia como la que padecemos, lo cual ha colocado el mundo en una crisis sanitaria sin precedentes, pero esto no significa que se abandone a los adultos mayores, sino todo lo contrario. Esta población tiene derecho a vivir y a que les sean respetados sus derechos.

La crisis sanitaria que se padece en casi todo el mundo, es una evidencia relevante que demuestra que la salud debe ser colocada como prioridad principal, porque es un derecho fundamental que está por encima de todos los intereses colaterales, como los políticos y el económicos, además que sin salud no se puede disfrutar de ningún otro derecho.

En ese sentido ONPECO se alinea en la corriente que plantea la salud como lo fundamental y exhorta a que todas las inversiones deben estar encaminadas a la investigación científica para hacerle frente a futuras posibles pandemias.

Finalmente, ONPECO exhorta a las autoridades a fortalecer el aparato productivo nacional para garantizar que los productos primarios lleguen a los consumidores de manera segura. Reiteró la alerta sobre la especulación con los productos básicos los cuales son ofertados al doble del precio que tenían antes de la declaratoria de emergencia, por lo que pide sean congelado los precios de productos sensibles como el huevo, pollo, víveres, leche y pastas alimenticias.